Cuentos de fantasmas, de Montague Rhodes James

 

Cuentos de fantasmas, de Montague Rhodes James
Cuentos de fantasmas, de Montague Rhodes James

Cuentos de fantasmas, de Montague Rhodes James
[donación de Javier Vidiella el 28/06/2014]
Edición de Siruela, Bolsillo número 28, junio de 1997 (ISBN: 8478443177; D.L.: M-22937-1997)
339 páginas, 215 X 140 mm.

• Ratas (cuento), de Montague Rhodes James.
• La fuente de los lamentos (cuento), de Montague Rhodes James.
• El tesoro del abad Thomas (cuento), de Montague Rhodes James.
• El diario de Mr. Poynter (cuento), de Montague Rhodes James.
• El fresno (cuento), de Montague Rhodes James.
• Aviso a los curiosos (cuento), de Montague Rhodes James.
• El grabado (cuento), de Montague Rhodes James.
• Dos médicos (cuento), de Montague Rhodes James.
• El tratado Middoth (cuento), de Montague Rhodes James.
• El número 13 (cuento), de Montague Rhodes James.
• La casa de muñecas (cuento), de Montague Rhodes James.
• El maleficio de las runas (cuento), de Montague Rhodes James.
• El cercado de Martin (cuento), de Montague Rhodes James.
• Corazones perdidos (cuento), de Montague Rhodes James.
• Cuento nocturno (cuento), de Montague Rhodes James.
• Límites de propiedad (cuento), de Montague Rhodes James.

Dotado de una fuerza casi diabólica para invocar suavemente el horror, Montague Rhodes James (1962-1936) representa la figura del erudito victoriano que se divertía escribiendo ‘ghost stories’, lejos del mundo tormentoso y alucinado que caracterizó a tantos escritores de cuentos de terror.
Con M. R. James el cuento de fantasmas llega de la forma más sencilla a su perfección. Como recuerda H. P. Lovecraft, «en el prefacio de una de sus colecciones formula tres sólidas reglas de la composición macabra. Un cuento de fantasmas -según M. R. James- debe tener un marco familiar a la época moderna, para acercarse lo más posible a la esfera empírica del lector. Sus fenómenos espectrales, además, deben ser malévolos más que beneficiosos, ya que la emoción que hay que suscitar ante todo es el miedo. Por último, debe evitarse escrupulosamente la jerga de seudociencia del ‘ocultismo’ si no queremos ver ahogado el encanto de la verosimilitud casual en una pedantería nada convincente».
Aunque escribió poco más de treinta relatos de este tipo, el nombre de Montague Rhodes James evoca lo mejor de la literatura sobre fantasmas. Fue director del colegio de Eton y decano del King’s College en la Universidad de Cambridge. Se interesó toda su vida por la arqueología, la paleografía, la filología y las antigüedades. Sus obras más conocidas son ‘Ghost stories of an Antiquary’ (1904), ‘More Ghost Stories of an Antiquary’ (1911), ‘A Thin Ghost’ (1919) y ‘A Warning to the Curious’ (1925).